jueves, 14 de mayo de 2015

39.- MONES DE PASQUA


RECORDS DE LA MEUA INFÀNCIA. PUBLICAT EN EL DIARI LES PROVÍNCIES 


04-04-2015.  


             Mones de Pascua Foto Bernat Cardona Bañó 



   Com si tots s'hagueren posat d'acord en la interpretació del manament pel qual calia confessar-se una vegada a l'any, el dimecres tots van anar a l'Església per a això i així poder comulgar el dijous sant. Ningú en aquella època s'atreviria a contradir les normes establides, així com el dejuni i l'abstinència. El divendres sant, una estona a peu i un altre en els braços del meu tio Vicente assistirem a la processó del sant enterrament. El rostre de Jesús jacent em va impressionar moltíssim i em va fer pensar de com algú va poder fer-li el que li van fer. La meua ment infantil no donava per a més i tot eren preguntes sense respostes. El silenci i el respecte s'imposava. Em cride molt l'atenció unes dones de rigorós negre amb teja i mantilla que anaven descalces, no sàvia que feien allí. 

   Però el realment important per a mi és que el dissabte faríem les tradicionals mones de pasqua. El meu iaio havia encés el forn de llenya i havien fet la massa la nit anterior perquè reposara i en un llibrell tapat amb un manilet esperava que li donàrem forma. Per a fer la massa, vaen batre tres ous a què havia posat ratlladura de llima, 150 cl l'oli i 150 gr sucre. Remoure-ho tot fins que el sucre estiguera desfet. De 100 gr afegir un grapat de farina i el rent dissolt en un poc d'aigua tèbia, i mesclar-ho tot bé. Anarem afegint mes farina a poc a poc i pastarem fins que la massa no s'apeguara, si era necessari, untàvem les mans amb oli. Calia remoure almenys mitja hora. Deixarem la massa reposar durant almenys cinc hores o més en un lloc calent, fins que la massa fermentara i pugara i es fera bona, tenia que fer una olor agredols. Formarem boles de pasta més o menys com d'una pilota de tenis i els donarem forma. Posarem un ou dur al centre i les depositarem damunt de la pots en un paper per a enfornar baix. Les deixarem reposar novament durant el temps necessari perquè pugaren de nou. Untarem les mones amb ou batut i les empolvarem amb sucre. Al for fins que les mones estiguen cuites i hageren agafat color a 200é una mitja hora. 


            Coques boves, tonyes o panquemao. Foto Bernat Cardona Bañó 

   Amb la mateixa pasta, i fent una bola d'al voltant de mig Kg de pes, es fan les coques boves, tonyes o panquemao. Fent-los dos talls per la part de dalt, untanles amb ou batut i ficant-los bona cosa de sucre en el tall i al forn. 


RECUERDOS DE MI INFANCIA 

   Como si todos se hubieran puesto de acuerdo en la interpretación del mandamiento por el que había que confesarse una vez a al año, el miércoles todos fueran a la Iglesia para eso y así poder comulgar el Jueves Santo. Nadie en aquella época se atrevería a contradecir las normas establecidas, así como el ayuno y la abstinencia. El viernes santo, un rato a pie y otro en los brazos de mi tío Vicente asistiremos en la procesión del santo entierro. El rostro de Jesús yacente me impresionó muchísimo y me hizo pensar de cómo alguien pudo hacerle lo que le hicieron. Mi mente infantil no daba para más y todo eran preguntas sin respuestas. El silencio y el respeto se imponían. Me llamo mucho la atención unas mujeres de riguroso negro con teja y mantilla que iban descalzas, no sabía que hacían allí. 

   Pero el realmente importante para mí es que el sábado haríamos las tradicionales monas de pascua. Mi abuelo había encendido el horno de leña y habían hecho la masa la noche anterior para que reposara y en una jofaina tapada con un “manilet” (tela de lino) esperaban que le diéramos forma. Para hacer la masa, batieron tres huevos a la que habían puesto ralladura de lima, 150 cl de aceite y 150 gr azúcar. Removerlo todo hasta que el azúcar estuviera deshecho. Con 100 gr añadimos un puñado de harina y la levadura disuelta en un poco de agua tibia, y mezclamos todo bien. Fueron añadiendo más harina poco a poco y amasando hasta que no se pegara, si era necesario, se untaban las manos con aceite. Había que remover por lo menos media hora. Dejaron la masa reposar durante por lo menos cinco horas o más en un lugar caliente, hasta que la masa fermentara y subiera y se hiciera buena, tenía que hacer un olor agridulce. Formaríamos bolas de pasta más o menos como de una pelota de tenis y les daríamos forma. Pusimos un huevo duro en el centro y las depositaremos encima de la “post” (madera alargada) en un papel para hornear debajo. Las dejaríamos reposar nuevamente durante el tiempo necesario para que subieran de nuevo. Untaríamos las monas con huevo batido y las empolvaríamos con azúcar. Al horno hasta que las monas estuvieran cocidas y hubieran cogido color a 200º una media hora. 

   Con la misma pasta, y haciendo una bola de alrededor de medio Kg de peso, se hacen las cocas bobas, tonyes o panquemado. Haciéndoles dos cortes por la parte de arriba, untadas con huevo batido y metiéndoles buena cosa de azúcar en el corte y al horno.





1 comentario:

  1. Magradaria saber, les mesures de farina, rent i un poc mes exacte la resta de i gredients

    ResponderEliminar